Miércoles 3 de Marzo de 2021

Hoy es Miércoles 3 de Marzo de 2021 y son las 14:56 ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

31.6°

EL CLIMA EN VILLA ANGELA

  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

27 de octubre de 2016

LANZÓ UNA BOTELLA CON UN MENSAJE AL OCÉANO; DÉCADAS DESPUÉS LE LLEGÓ A SU HIJA.

Clint Buffington inició una investigación luego de hallar la nota. Finalmente, pudo encontrar a su destinataria. El mensaje del más allá.

Una pequeña botella de Coca Cola, un mensaje en su interior y décadas flotando en el Atlántico. Clint Buffington estaba plácidamente descansando en una playa de Turks and Caicos, en el Caribe, cuando observó un objeto extraño semienterrado en la arena. Se acercó y se sorprendió pese a que es un "cazador" de mensajes en botellas.
Era el 30 de mayo de 2011 y Buffington no podía creer lo que observaba. "Me sorprendí al verla", indicó en una entrevista el joven norteamericano. Acercó sus ojos y vio que el papel que estaba en el interior del recipiente tenía escrito un tenue mensaje. "Mire dentro", alcanzó a leer y su corazón "comenzó a correr".
Al abrir la botella, el hombre halló lo siguiente: una dirección y dos nombres, una suma de dinero como recompensa. Todo escrito en lápiz. ¿De qué se trataba todo aquello? "Regresar a… en Ocean Boulevard 419 y reciba una recomensa de 150 dólares de Tina, la dueña de Beachcomer". Eso era lo que había podido "traducir" el hombre de su hallazgo enterrado en la isla. Buffington comenzó a investigar.
La información más clara que tenía era la dirección. Pero, ¿a qué ciudad correspondería? Cuando fue a Google por ayuda se encontró con que ese mismo destino podía encontrarse en "Florida, Georgia, South Carolina, North Carolina, Washington, Oregon, California. Todos tenían una Ocean Boulevard".
Luego buscó la palabra "Beachcomber". En New Hampshire un motel coincidía con esa consulta. Quedaba en la ciudad de Hampton. Decidió entonces llamar a la Cámara de Comercio local, para tener más datos. Pero la ayuda no fue lo suficientemente buena como para aproximarse más a la verdad. Lo derivaron a la oficina del condado, de allí, a la oficina fiscal donde le indicaron que buscara en el sitio web de títulos de propiedad.
Fue allí que encontró lo que esperaba: la propiedad lo enviaba a dos nombres "Tina" y "Paul", los protagonistas de la historia. "En ese momento supe que tenía algo", dijo a The Washington Post.
Tina y Paul eran los padres de Paula Pierce, y habrían escrito la nota entre 1960 y 1980, cuando el motel aún funcionaba. Buffington se puso en contacto con ella cuando pudo confirmar la información. "Esto es especial porque trae de vuelta un pedazo de él, un pedazo de ella, un pedazo de mi infancia, un pedazo de Beachcomber. Son cosas muy difíciles de perder", indicó la mujer.
Sin embargo, el hombre no quiso enviarle por correo la botella y el mensaje. Creía que lo correcto era entregar el paquete en persona. Este mes, luego de algunos años, conoció a Pierce y le devolvió su carta. "Era todo lo que esperaba que ocurriera y más, para ser honesto. Lo que esperaba de la reunión y lo que siempre deseé era hacer un amigo de por vida. Y creo que eso es exactamente lo que ocurrió", dijo Buffington.
Para la mujer, esa nota y esa botella era como "ser contactada por el pasado". Sus padres habían muerto años atrás y sufrió muchísimo su pérdida. "Me dio escalofríos, comencé a llorar. Siento que me enviaron un mensaje de alguna forma", relató Pierce quien finalmente le dio la "recompensa" de 150 dólares al joven "cazador".

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!